15 de febrero de 2016

Preocupación Canales Formales

Veo con mucha preocupación que cada vez es más difícil encontrar en los canales formales de México, específicamente en las tiendas de Autoservicios y Departamentales, productos de licencias que no estén “amarrados” a algo. Sé de buena fuente, pues me relaciono directamente con compradores de canales de primer nivel en México, que si ellos determinan que la propiedad que viene “impresa” en determinado producto está débil (y por débil me refiero a que no tiene una caricatura en la TV, una película en el cine o una estacionalidad muy clara) prefieren “pasar” y no comprar dicho artículo por “miedo” a no cumplir con sus estándares de venta. Y es que hay que ser muy claros, a un comprador de una cadena a nivel nacional, le vale un reverendo pepino si hay una licencia que va iniciando o si hay otra que ya se está afianzando, ellos tienen que ver por lo suyo y lo suyo es que los productos se vendan y se desplacen como cuchillo sobre mantequilla. ¡Qué horror! ¿No es cierto? De ser así el comportamiento de todos los compradores de estos canales, lo único que tenemos que hacer como propietarios de un concepto o de una propiedad con estas características es darnos una vuelta a la página de la ANTAD y ver en todos los lugares en los que lo que estamos haciendo ya no será más una opción a menos que estemos pensando en tener una película o una caricatura en un momento determinado. ¿Qué nos queda entonces? ¿Estacionalidades? ¿Qué más? El resto de los productos de los anaqueles se limitará a “Cojines de Star Wars” (porque está en el cine) y cojines genéricos… ¿Y el resto de las propiedades? ¿Dónde va a vender cojines? ¿Y el fanático del concepto? ¿Dónde va a encontrar un cojín de su personaje? ¿Dónde compro un cojín de Distroller? Ahhh eso está fácil, en su tienda… ¿Y uno de Gusanito? ¿Y Uno de Fulanitos? ¿Y uno de Borlitas? ¿Y uno de Taira Chan? ¿Y uno de Snoopy? ¿Y uno de Vete a la Versh? ¿Y uno de Breaking Bad? ¿Y uno de Game of Thrones? Lamentablemente y no obstante que vivimos en una sociedad consumista, ni el mercado ni los licenciantes están listos para afrontar estos retos. Lo único que queda son los mercados de nicho, con su increíble y obtusa forma de demostrar que podrían funcionar a fuerza de funcionar. Mejor no les doy más ideas y les dejo pensar, porque si les doy todo peladito y en la boca, no lo van a disfrutar.

Saludos.

Antonio Mendoza

Licensingmx@gmail.com



No hay comentarios:

Publicar un comentario